Todas las actividades

Laminación (1992), de Alejandro Mieres

conferencias

Mesa redonda Homenaje al pintor Alejandro Mieres

29 de septiembre de 2016, 19:00

Esta actividad se organiza en relación a la exposición Llegó la noche y no quiero dormir sin memoria, de Alejandro Mieres (2 de septiembre – 16 de octubre), organizada por la Consejería de Educación y Cultura del Principado de Asturias en el Museo Barjola (Gijón) y comisariada por Víctor Picallo.

Alejandro Mieres (Astudillo, Palencia, 1927-) es uno de los principales creadores asturianos de la segunda mitad del siglo XX, que ha conseguido crear una poética personal con el óleo estriado como protagonista. Desde 1960 su obra se ha caracterizado principalmente por la monocromía, articulada en composiciones abstractas, de una “geometría abierta” (como al propio artista le gusta reseñar), que combina sobre una misma superficie el óleo magro estriado mediante un peine dentado y el pigmento alisado con espátula, jugando así con distintos niveles de relieve y de profundidad. En sus creaciones, normalmente de marcada estructura y movimiento dinámico, definido principalmente por ritmos ondulados o curvos de carácter centrífugo, destaca la vibración óptica de las estrías, de distinto grosor y profundidad, por las que resbala o se adentra, perdiéndose entre las hendiduras, la luz. Sobre sus habituales soportes de madera rugosa, Mieres ha introducido también en ocasiones objetos de carácter tecnológico o industrial, así como cantos rodados u otros materiales, reforzando con ello el carácter escultórico y tangible de sus creaciones.

La mesa redonda, concebida como un homenaje al artista, será moderada por el periodista y crítico de arte Juan Carlos Gea, autor de uno de los textos que componen el catálogo editado con motivo de la mencionada muestra. En ella intervendrán, además, los artistas Bernardo Sanjurjo, Fernando Alba y Adolfo Manzano.


Entrada: libre hasta completar aforo.


Laminación (1992), de Alejandro Mieres

Alejandro Mieres, Laminación, 1992. Óleo sobre tabla, 122 x 244 cm. Museo de Bellas Artes de Asturias.